sábado, 5 de mayo de 2012

THE TEMPTATIONS - With a lot o ' soul (1967)

Publicado el  16/4/2008 en  Sensaciones Sonoras en La Coctelera 
Con mucho soul e intensidad. Así es como se desarrolla este pedazo de disco publicado por el sello Motown en 1967. I'm loosing you el tema que lo abre y que podéis escuchar en el vídeo de abajo, ya te avisa de por donde van a ir los tiros. Una guitarra desafiante y el aullido desgarrado de un David Ruffin, posiblemente en el mejor momento de su carrera. Pero es que esto es sólo el comienzo, porque With a lot o' soul no te da tregua, no hay medianías ni rellenos. Esto es soul, poderoso soul, aderezado por el exuberante y melodramático sonido de Motown, y encima interpretado por una de las formaciones más exquisitas y elegantes de las historia del soul,The Temptations, justo en el momento en que comenzaban a explotar sus excelentes cualidades vocales con sonidos más desgarrados, y algo más sureños, de la mano, entre otros, del productor y compositor, Norman Whitfield, uno de los culpables de la expansión del sonido Motown por otros derroteros.Pero es que además, en este disco se suman la inspiración de algunos de los más grandes compositores y productores de Motown, como el mencionado Norman Whitfield, Smokey Robinson y los imprescindibles Holland-Dozier-Holland, junto a la excelencia vocal de un conjunto sin parangón, que en su época dorada de los 60, período en el que nos encontramos, aglutinó a vocalistas del calibre de David Ruffin, Eddie Kendricks, Paul Williamns, Otis Williamns y Melvin Franklin.



Y todo esto no podía desembocar, más que uno de los mejores discos de soul de todos los tiempos. Porque, aunque The Temptations serán siempre conocidos y recordados por el candor de la maravillosa My Girl, o por su interesantes e intensas aventuras con el soul psicódelico de finales los 60 y primeros 70, si te gusta el soul, ese soul de cuidados arreglos y emociones desatadas, que triunfa tanto en las pistas de baile, como en tu confortable sofá, no deberías prescindir de esta pequeña obra maestra que parece tener dos partes bien diferenciadas. 

Una cara A que parece más pensada para la pista de baile, y donde más se puede apreciar ese nuevo giro hacia el soul racial que Whitfield quería para el grupo, en temas tan demoledores, intensos y desgarrados como (I Know) I’m loosing you, Ain't No Sun Since You've Been Gone, (Loneliness Made Me Realize) It's You That I Need, todas con el sello de Whitfield, y la voz solista de Ruffin, que comparten protagonismo con otras gemas, como la igualmente intensa No More Water in the Well de Smokey Robinson, con voz solista de Paul Williams, o las endiabladamente bailables All I Need con el inconfudible sello Motown de Eddie Holland y Save My Love for a Rainy Day de Whitfield pero con esta vez con la elegante voz de Eddie Kendricks.


Y una cara B más pausada y con un sonido Motown más clásico, que comienza con uno de esos irresistibles y melodramáticos temas de Holland-Dozie-Holland, "Just One Last Look", y que contiene otro de los grandes clásicos de los Temptations, la deliciosa You're My Everything, donde Eddie Kendricks y David Ruffin intercambian protagonismo vocal en un tema con grandes dosis de emoción. Una emoción que envuelve otras dulces melodías como Now That You've Won Me", "Two Sides to Love" y Don't Send Me Away, esta última con preciosos guiños al soul vocal de finales de los 50. Fue el séptimo disco editado por los Temptations para el sello Motown y posiblemente el mejor de su período clásico pre-psicodélico. Mi disco soul de las últimas semanas. Si ya tienes el necesario recopilatorio del grupo lánzate a por este disco. No te defraudará.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada