martes, 27 de marzo de 2012

CURTIS MAYFIELD – Curtis (1970)

 Publicado el  30/10/2007 en  Sensaciones Sonoras en La Coctelera
Hay discos que te llegan de una forma muy especial, y con los que mantienes una estrecha relación a lo largo de los años. Discos que parecen no sufrir el desgaste del tiempo ni de las modas. Discos que tienen vía directa
al centro neurálgico de tus emociones, con los que has compartido multitud sensaciones y que siguen sonando con el mismo esplendor que antaño, cada vez que los dejas caer en el plato, o en tu reproductor musical preferido. 

Y  para mi, este disco que Curtis Mayfield publicó en 1970 dentro del sello Curtom, y que significó su debut en solitario, tras abandonar a los Impressions , es uno de ellos.  Curtis es una obra impresionante, donde ese elegante y cuidado soul vocal de profundas raíces gospel, que Curtis Mayfield había ido desarrollando junto a The Impressions a lo largo de los 60, alcanza sus cotas más altas de belleza y barroquismo instrumental, sin perder un ápice de emotividad vocal, y ganando una fuerza e intensidad inusitada en sus momentos más raciales, imbuidos del poderoso aroma funk que irrumpía con descaro y arrogancia dentro de la música y la sociedad afroamericana a comienzos de los 70.


Intensidad y rabia con las que Curtis Mayfield inicia el disco. ¡Que fuerza desprende (Don’t worry) If there’s hell below we’re all gonna do! . ¡Que manera de abrir el disco! Ritmo funk con un bajo endiablado, wah wah wahs envolventes, ampulosos y viscerales vientos y hasta lujosas cuerdas que dan un aire señorial a un tema arrebatador. Tan arrebatador, aunque menos impactante que esa inolvidable obra maestra del soul de todos los tiempos que es Move on up . ¿Quién puede resistirse a ese contagioso ritmo de guitarra y bajo, avivado por esos vigorosos riffs de vientos que sobrevuelan esas contundentes percusiones de origen latino? Yo no desde luego. Estos ocho minutos y cincuenta y tres segundos de frenesí absoluto, dedicados al baile más entusiasta, que te dejará sin aliento, son uno de los momentos más gloriosos de la historia de la música soul

Soul, palabra mágica que en lo musical es sinónimo de emoción y desgarro, aunque también de sensibilidad y ternura. Facetas ambas en las que Curtis Mayfield nos demuestra que es un maestro  capaz de aglutinarlas en un mismo tema. Que no te lo crees, pues ahí tienes We the people who are darker than blue , sincera y tierna en su comienzo y final, con suaves vientos y delicados arreglos de cuerda que repentinamente se ven engullidos por un vibrante juego de percusiones sobre los que se va formando un trepidante ritmo de sudoroso funk y vientos arrebatados, que curiosamente sucumben ante unos sorprendentes e inesperados acordes de arpa, que devuelven la calma y delicadeza al tema. Una delicadeza y ternura que resplandecen sobre cuidados arreglos orquestales y una exquisitez vocal sin igual en temas como la nostálgica The other side of town , la dulce The Making of you y la encantadoras Miss Black America y Give it up. Joyas que engrandecen este clásico del soul más comprometido y racial que tiene en la exuberante Wild and free otro de sus puntos álgidos y que no deberíais perderos.

2 comentarios:

  1. Grande, muy grande. Imprescindible para todo paladar que quiera degustar la mejor música negra.

    Saludos !

    ResponderEliminar