martes, 3 de enero de 2012

SEXY SADIE - Translate (2006)

Publicado el  22/08/2006 en Sensaciones Sonoras en La Coctelera

Contundente pero recubierto de una tierna y desesperada nostalgia, acompañada de una frágil arrogancia, sostenida por brillantes y emocionantes melodías de dulces y explosivas guitarras. Así suena Translate, la última maravilla de Sexy Sadie, publicado a comienzos de este año por el sello Subterfuge.
No sé como lo hacen, pero la verdad es que estos chicos, tienen la fórmula mágica para realizar hoy en día estupendas canciones del mejor pop rock, donde combinan con maestría el poderío melódico del mejor pop de finales de los 60, con la contundencia sonora del mejor pop británico de los 90. Butterflies, el disco que editaron en el 2000 consiguió que Sexy Sadie se hicieran un hueco importante entre los grandes de mi discoteca, y seis años después y dos discos más, ahí siguen, generando canciones memorables, llenas de pequeños detalles que descubrir con cada escucha, canciones de esas que te pones una y otra vez, y no te cansas de escuchar. Son las guitarras, las melodías, el piano, la forma en la que canta Jaime, los arreglos, la pasión y las ganas que le ponen, y lo bien que lo hacen, lo que te engancha una y otra vez. ¡ Que lujo tener a estos chicos entre nosotros.! Pones el disco y ¡¡ chass!! tras el ritmo trepidante de Second to last, ya de primeras te topas con My home is not a place, un cañonazo melódico que comienza con un frágil fraseo vocal de Jaime y unas guitarras que aceleran su ritmo, violencia y emoción contenida, poco a poco hasta el desparrame final.



Un comienzo apoteósico que avisa que este disco es más guitarrero que los anteriores, pero sin perder de vista el poder de las melodías. Y para recordarnos que la melodía lo es casi todo, ahí está Translate, el tema que da título al disco, con un embriagador y sinuoso bajo que marca una bella y emocionante melodía, que parece provenir directamente de las mejores bandas británicas del 68 (Beatles, Small faces...), al igual que el desgarrado The day that you came y la bella y melodiosa Nonsense, con la que el ritmo y agitación del disco llega a sus niveles menos acelerados, pero más emocionantes, conjuntamente con temas como No dreams tonight o la espectaculares y frágiles I’m not like you, No ones better, Great Minds, u On the run, que son capaces de despertar las más cálidas emociones hasta en el corazón de la Antártida.
Y es que Translate, como casi todos los discos de Sexy Sadie, es un disco hecho por y para las emociones. ¿Quién puede resistirse a los arrogantes y vibrantes acordes de By the fireside, Back to the drawing board y Second to last?. Desde luego yo no, y todo aquel que disfrute con la buena música de guitarras os aseguro que tampoco.
Translate es una gozada para los sentidos, un disco para disfrutar. Sexy Sadie están en lo más alto de la música que se hace en este país, y este disco lo demuestra con creces. ¡A disfrutarlo !

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada